Lo de los VPI no es un tema de clase social o nivel económico o preferencia política o deportiva. Ni siquiera tiene que ver con vivir en la capital o fuera de ella pues en el interior se encuentran excelentes exponentes de la conducta absurda venezolana.

Hace unos años leí un estudio sobre el sistema de valores en Venezuela por clase social y una de sus conclusiones era que los valores, pensamientos y juicios de las personas con mayor poder adquisitivo eran exactamente iguales a los valores, pensamientos y juicios de las personas más pobres. Dos estratos opuestos en la escala social pero idénticos en valores y actitudes.

Desde allí derivo la igualación en conductas estúpidas de los VPI sin depender ni de color de piel, ni de sueldo semanal, ni de zona de la ciudad en donde viva, ni del tipo de música que escucha, ni del color del que se vista ni de la marcha a la cual asista.

Como testigo lo mismo he visto salir basura de una camioneta último modelo que de un trasto del 78, ensuciando impunemente la calle y luego quejándose de la poca limpieza pública. He visto quebradas bloqueadas con colchones y bolsas de basura en zonas pobres pero también he visto estacionamientos lujosos esterados de suciedad y bajantes bloqueados en residencias exclusivas. Lo mismo se come la luz o la flecha el Malibú descascarado que sale de Petare o de Ruiz Pineda sin dejar que se le metan y recorriendo los hombrillos que el Audi plateado que sale de Colinas de los Ruices o de La Lagunita. Se demuestra en los hechos las conclusiones que por datos estadísticos y encuestas arrojaba aquel estudio.

No he podido conseguir todavía su versión original pero en estos dos artículos lo mencionan.

 

Imagen de Lucia Ag

Anuncios

7 comentarios sobre “Ricos y pobres: igualados

  1. Hola Amargado!
    Conseguí tu blog gracias a El Nacional. Coincido plenamente en tu punto de vista sobre los VPI (a los cuales yo llamaba wirchos antes de leerte) y sobre todo en la ausencia de diferencias por clase social. Tu enfoque sobre el impacto del nacimiento en la conducta humana no está del todo erróneo (aunque nací por Cesárea y no por eso soy VPI) pero como verás no es necesariamente por esa causa que las personas se comportan así, y no es solamente en Venezuela, hay gente así en todos lados, por ejemplo a los gringos así los llaman White Trash, que sería el equivalente a los VPI del norte… no se te ha ocurrido que tal vez este sea un problema global?
    Bueno seguiré leyendote.
    Saludos,
    Carla

  2. …..La mayor diferencia entre Londres y Caracas quizás tiene que ver con la cultura ciudadana, que es justo dónde se hallan, en gran medida, las causas del caótico tráfico caraqueño.

    Al exceso de vehículos hay que sumarle un manejo muchas veces irresponsable, que hace que los conductores, y hasta los peatones, vivan en permanente transgresión de las normas del tránsito, las del elemental sentido común y hasta del más básico instinto de sobrevivencia.

    Ni siquiera la presencia de vigilantes es efectiva para disuadir a los potenciales transgresores.

  3. Carla:

    Hola!!!, bienvenida siempre a este espacio de amarguras.

    No sabía lo de la denominación “White Trash” que utilizan los gringos, gracias por el dato, pero por comentarios que han llegado de visitantes de otros países o de criollos que han estado en otros lugares pienso que efectivamente el problema, en al menos alguna de sus características, se manifiesta a nivel global, lo que pasa es que por lo general reflejo la vivencia del día a dia por estas calles caraqueñas por donde transito.

    Ahora de los pocos viajes que he hecho al exterior por ejemplo en Santa Cruz de la Sierra en Bolivia manejan como unos verdaderos dementes. Pasé horas metido en unas colas que se formaban por no saber darle la vuelta a una redoma. Se frenaban casi que parachoques con parachoques. Igual en Guayaquil, en Ecuador, allí la cosa con los carros es brutal y antes que pisar freno pisaban la corneta y mejor te quitas del medio!!! Sin embargo lo que más me llamó la atención en ambos países es que los que casi se chocaban no se insultaban a gritos ni se bajaban a caerse a golpes…miraban hacia otra parte y seguía cada quien su camino, al menos los casos que yo viví (muchos de esos carros y taxis deben tener las huellas de mis pies todavía marcadas en el piso cuando pujaba porque el chofer frenara jejeje)

    Dicen que en México y también en Italia la cosa es dura también. En fin.

    Muchos saludos y gracias!, vamos a seguir intercambiando.

  4. Cruzado:

    Totalmente de acuerdo contigo por supuesto. Es un tema de “cultura ciudadana” que no es exclusivo de conductores sino también de peatones, con o sin vigilancia.

    Gracias de nuevo y nos seguimos leyendo!

  5. Bueno…, este es un tema muy polemico, muy de acuerdo contigo ya que estoy seguro que los VPI no se diferencian por clases sociales ni poder economico, la verdadera diferencia depende del nivel cultural y educativo que cada individuo tenga.
    Mi ejemplo y prueba a esta teoría es; yo vivo en un lugar increiblemente limpio y organizado, pero he visto en las pocas areas donde gente de bajo recursos habitan, un mayor cáos y descontrol que en el resto de la ciudad (basura, suciedad y abandono), concluyendo que la población que forman estos grupos de bajos recursos tienen una menor educación y formación que el resto de la población, lamentablemente formada por gran mayoria entre gente de color e imigrantes.
    En una epoca hace casí 5 años alquile un parque para una reunión de familiares y amigos, pague solamente $40 dolares por el permiso a usarlo, hace 3 meses fuí a alquilar el mismo parque, y me lleve la sorpresa que tenia que pagar $400…, $50 para pagar el alquiler del parque y $350 como deposito que seria devuelto al dia siguiente del evento, pregunte porque ahora de esta desconfianza (Que se puede uno robar de un parque abierto???), la respuesta era lamentablemente gran parte de la gente que rentaban el parque no recogian la basura ni limpiaban este lugar despues de usarlo, y la mayoria eran hispanos…, lanzandome una indirecta bien directa. Mi conclusión es que la población imigrante que tal vez trae su mentalidad de cáos y bajo nivel cultural de sus paises, afectando y cambiando las reglas de esta ciudad.

  6. Angel: efectivamente así es.

    Ricky: es muy relativo lo que comentas, puede ser que donde vivas las zonas más limpias sean la de los más “educados” y las más sucias la de los “menos educados”, también suele ser práctica de las empresas proveedoras de servicios trabajar mejor donde mejor les pagan y peor en donde le pagan menos. Al final es un círculo vicioso cuya manera más fácil de ser explicado es echándole la culpa a quienes tienen menos recursos.

    En Venezuela se igualan completamente los más ricos y los más pobres, tal como he escrito en varias ocasiones, lo mismo se come una luz, una flecha, no dan paso, botan basura en las calles, gritan, dicen groserías y se saltan las reglas, personas de excelente posición con carros de lujo que personas muy pobres con carros destartalados y ese estudio que realizó la UCAB hace unos años demostró que más allá de sus actitudes palpables también su manera de ver el mundo y de asumirse frente a la sociedad son muy similares.

    No hay que olvidar tampoco que la crisis actual financiera que ha producido y producirá muchísimas desgracias no es gracias a los pobres hispanos que supuestamente no limpian un parque o a quienes habitan en las zonas más pobres sino gracias a grandes ejecutivos millonarios, dirigente políticos poderosos y a las personas más educadas y preparadas del mundo.

    Gracias por sus opiniones, seguimos intercambiando.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s